mayo 17, 2012


Me gusta

El vino de consagrar, la sensación del pasto en los pies, las cosas esponjosas y suaves sobre la piel, los perros, las cosquillas, dibujar, leer en voz alta y también en silencio, pensar por horas en la inmortalidad del cangrejo, dormir la siesta, pasear sin rumbo, las mañanas frias en las que no tengo que salir y me puedo tapar de nuevo con las cobijas, el chocolate, las bicicletas, los caminos llenos de árboles, Milan Kundera, las flores pequeñas, los días nublados, las noches de fiesta, ver retratos viejos, escuchar historias, asustarme, reirme, llorar, escuchar una canción hasta aprenderla, caminar por la arena, escuchar el mar,ordenar cosas, Mozart, las películas, las historias de terror, el suspenso, las plumas de colores, las uñas de colores, el punk, el metal, el olor de los libros nuevos, que me laven en cabello, el olor a pasto mojado, los jeroglíficos, la forma como escriben los chinos, los cantos gregorianos, casi toda la fruta, las espinacas, el hígado, el brócoli, los quesos, los conejos aunque me dan alergia, contar, flotar en el agua, la brisa y los rayos del sol al mismo tiempo, los abrazos, el erotismo, la criminología, las ciencias del comportamiento, El silencio de los inocentes, viajar en tren, viajar en barco, viajar con mi marido y volver a ver las cosas desde su perspectiva, el número 13, abril, los ochentas, la emoción cuando vas a dar un primer beso, las esculturas, Sátiro y Baccante, los castillos, mis sobrinos, escuchar a gente hablar en idiomas que no entiendo, las calaveras, las piedras lisas, la obsidiana, la plata, la luna, la noche, desvelarme, la mitología griega, investigar, los tatuajes, el olor de las sábanas limpias, comprar un paquete de goma de mascar y meterme todas las piezas a la vez en la boca.

No me gusta

Las arañas, el melón, madrugar, el olor a basura, los días de mucho calor, la psicodelia, los políticos, los que le creen a los políticos, los líderes, los redentores, los cazadores, el color amarillo, las rosas, las reuniones familiares o escolares o creo que en general las reuniones, las madres descuidadas y sus hijos incontrolables, la explosión demográfica, las telenovelas, los anuncios para curar el pie de atleta o las hemorroides, las multitudes, las escaleras oscuras, los armarios, el drama, los chismes, los que se sienten moralmente superiores, los falsos amigos, los insectos, el champagne, el olor a humo, las imposiciones, Carlos Cuahutemoc Cárdenas, los "realities", las beatas, el ruido, las interrupciones, el teléfono cuando no para de timbrar, el despertador, viajar en avión, los metiches, los insistentes, sentirme impotente, ver a la gente que quiero sufrir enfermedades largas, la hipocresía, las revistas de corazón, los "juniors", el olor a pies, los relojes de pulsera, presionar a la gente.

Me acuerdo

... que cuando era muy pequeña, mi padre me subía a la mesa con todo y zapatos de charol, y me decía "¡no bailes tap!" mientras me sostenía con las manos mientras yo zapateaba lo más rápido que podía mientras el reía.
... que cuando llovía me sentaba con mi padre a ver las gotas de lluvia que se estrellaban contra los vidrios, y el me pedía escoger una, mientras él escogía otra, y esperábamos a ver cual de las dos escurría primero por el cristal.
... de mi madre sentada en el sillón de la sala, leyendo todos los días, y que estaba prohibido pedirle permiso de cualquier cosa mientras estaba en esa actividad, por que su respuesta generalmente era "ajá", lo cual tomábamos a nuestra conveniencia como un sí, y siempre derivaba en problemas, por que ella no recordaba ni siquiera habernos contestado.

Nunca he hecho

Un muñeco de nieve
Una cena navideña
Una bufanda
Una maratón
tampoco he nadado desnuda en un lago
tampoco he perdonado (aunque algunos dirían que eso solo es de Dios)
tampoco he hecho el amor junto a una chimenea
una pirueta con patines

No hay comentarios: